top of page

Giants atacados por el covid 19

Alex Wood dio positivo por COVID-19 y Johnny Cueto se sintió lo suficientemente enfermo como para que no participara en su salida programada, aunque dio negativo en la prueba.



Después de que los Giants terminaron su gira de nueve partidos el domingo, se le preguntó al manager Gabe Kapler cómo se sentía con respecto al pitcheo del club.


"Siento que tenemos una rotación de titulares saludable", dijo Kapler, "y eso es bastante importante en este momento".


Todo eso cambió en unas pocas horas.


Los Giants regresaron a Oracle Park el lunes por la tarde e inmediatamente se encontraron luchando. El zurdo Alex Wood dio positivo por COVID-19 y el diestro Johnny Cueto se sintió lo suficientemente enfermo como para que no participara en su salida programada, aunque dio negativo en la prueba.


Se suponía que los veteranos comenzarían los dos primeros juegos de esta serie contra los Cerveceros de Milwaukee y los dos últimos contra los Dodgers de Los Ángeles durante el fin de semana.


Esta es la realidad para todo el mundo en este momento, y lo ha sido durante más de un año, pero esto todavía es algo nuevo para los Giants. No tuvieron una prueba positiva en toda la temporada pasada y prácticamente habían vuelto a la normalidad durante la mayor parte de esta temporada, ya que pasaron casi cinco meses sin un caso.


Eso cambió la semana pasada en Nueva York cuando Solano dio positivo. Wood se unió a él el lunes.


"Creo que es una preocupación real", dijo Kapler. "Eso no nos hace únicos de ninguna manera. Sabemos que muchos clubes han lidiado con el virus y lo han enfrentado con éxito. También estoy seguro de que hay otros clubes que están lidiando con circunstancias y desafíos similares ahora. Nosotros simplemente vamos a hacer nuestro mejor esfuerzo dadas las circunstancias.


"Hemos hecho un muy buen trabajo esta temporada de adaptación y ajuste. No veo esto como algo más que un desafío real que ciertamente es una preocupación, pero también algo que somos capaces de superar".


Los Giants solo necesitan mirar a través del campo de esta serie para recordar la frecuencia con la que esto ha sido un problema dentro del deporte. Cuando visitaron a los Cerveceros hace unas semanas, el equipo estaba lidiando con un brote que sacó del campo a Christian Yelich, Josh Hader y otros.


La esperanza dentro de la casa club de Kapler es que se trata de un incidente aislado, aunque la esperanza no es una estrategia, y hubo señales claras el lunes de que el equipo está siendo más cuidadoso. Los entrenadores que salieron de la casa club llevaban cubrebocaa y algunos jugadores también. Kapler, que trabaja con cubrebocas frente a los medios de comunicación, dijo que se reunió con su personal y decidieron volver a usarlas en el interior. Planeaba reunirse con todo el equipo después de la práctica de bateo para reforzar algunos protocolos.


"Somos un grupo bastante diligente y lo hemos sido durante la mayor parte de dos temporadas", dijo. "Después de la prueba positiva de Donovan, todos hemos aumentado el nivel de sensibilidad. Anoche en el avión y en el autobús había muchos cubrebocas".


Los Giants estuvieron entre los primeros equipos en alcanzar el umbral de vacunación del 85 por ciento de MLB, al hacerlo el 13 de mayo. Eso les permitió aflojar las restricciones alrededor del estadio y mientras viajaban, pero Kapler dijo que el grupo ha seguido siendo diligente. Varios jugadores en las últimas semanas han recibido inyecciones de refuerzo y se han perdido juegos mientras se recuperaban.


"Somos un grupo muy vacunado", dijo Kapler. "Siento que, aunque estamos en riesgo y expuestos al igual que cualquier otro club y al igual que la población en general, creo que somos bastante buenos para cuidar de este grupo y hacer lo correcto en la ciudad y tomar buenas decisiones lo mejor que podemos. Estamos lejos de ser perfectos y todos cometemos errores, pero creo que somos un grupo bastante diligente".


Esa diligencia los ha llevado hasta aquí sin ningún problema, y ​​Kapler sonaba tranquilo y confiado mientras hablaba durante más de 10 minutos sobre la situación el lunes. Los Gigantes irán día a día con su rotación y mantendrán la esperanza de que Cueto continúe dando negativo y se sienta lo suficientemente bien como para poder comenzar el juego del martes.


El camino será muy diferente para Solano y Wood. Solano permanece en una habitación de hotel en Nueva York, haciendo ejercicio solo y tratando de encontrar formas de obtener comidas saludables. Kapler dijo que la primera noticia de COVID fue difícil porque Solano, quien está vacunado, ha usado su máscara con tanta frecuencia como cualquier Gigante durante las últimas temporadas.


Hubo menos detalles sobre Wood y Cueto, ya que Kapler quería hablar con sus jugadores antes de dar más información. Ambos jugadores se sienten bastante mal físicamente, dijo, y Wood está particularmente molesto por una prueba positiva que lo dejará sin actividad por un período de tiempo indeterminado.


"Está realmente destrozado, está realmente molesto", dijo Kapler. "Está teniendo una temporada increíble y está muy decepcionado de que esa temporada se interrumpa un poco".

69 visualizaciones

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page